Dando la chapa: Desmontando el Arcoíris | Camaloon

arcoiris

No sé qué tiempo hará ahora mismo si miras por tu ventana, pero aquí está lloviendo, y bastante. Un día gris, ventoso y mojado. Es por eso que mientras navegaba por la Gallery en busca de la chapa que protagonizaría el nuevo 'Dando la chapa', me he encontrado con el dibujo de Miauli y lo he visto claro.

El Arcoíris. Lo vemos a veces tras la lluvia, tiene 7 colores y es muy bonito pero... ¿y qué más? hoy vamos a desmontarlo.

Mucha gente ha estudiado este curioso fenómeno meteorológico. Tal vez el primer gran nombre fuera Antonius de Demini, allá por el 1611. Más tarde sus investigaciones fueron perfeccionadas por Descartes... pero fue Issac Newton quien finalmente pudo demostrar su teoría.

Ésta argumentaba que la luz blanca del Sol es una composición de múltiples colores. Argumento que quedó demostrado al apuntar un foco de luz a un prisma, y ver cómo ésta se dividía en diferentes colores al salir reflejada por el otro extremo.

Y este fenómeno, llevado al mundo natural, es el Arcoíris. La descomposición de la luz solar emitida al verse reflejada en infinitos prismas, las gotas de agua. Los colores que podremos ver son en concreto el rojo, el naranja, el amarillo, verde, azul, índigo y violeta.

Y si es tan sencillo, ¿por qué no vemos un Arcoíris cada vez que llueve?. Bueno, hay dos factores que tienen que tenerse en cuenta.

El primero es sencillo. Simplemente debes intentar tener el Sol tras de ti.

El segundo es más difícil... la lluvia tendría que caer de manera uniforme, así las gotas serán esféricas y podrán dispersar la luz correctamente. Las lluvias intensas, nubes, el viento... son elementos que deformarían las gotas y evitarían el fenómeno.

Como curiosidad, cuanto más grandes sean las gotas, más vivos serán los colores del arco.

Hay quien dice que al final del Arcoíris hay un gran caldero de oro. También que es el recuerdo de la promesa que hizo Dios a Noé conforme no habría un segundo Diluvio Universal...

Una cosa cierta es cierta. Al no ser más que un reflejo en el aire, cada uno de nosotros contemplamos nuestros propios Arcoíris. Único desde nuestro punto de vista. Siempre diferente a cualquier otro.

comments powered by Disqus