La microentrevista: Marcos Medina

/ federico

Hoy tenemos el placer de entrevistar a otro de nuestros cracks de los vinilos de pared. Por el Hair Salon de los artistas de Camaloon hoy es el turno de un amante del lettering. Le fascinan los pinceles japoneses y la antigua caligrafía desde que era joven: damos la bienvendia a Marcos Medina.

Su especial predilección por la tipografía ha llevado Marcos a crear una serie de wallstickers especiales, unas creaciones frescas para las paredes de casa.

Aquí podéis encontrar sus diseños en la galería de Camaloon.

Welcome wall sticker by Marcos Medina

Preséntate en dos líneas:
Me llamo Marcos, nací en Terrassa. Habito en Barcelona y soy un esteta. Mi madre dice que no la visito lo suficiente. Tiene razón.
Gustos:
Me gusta el cine (Zack Snyder, Christopher Nolan), la música (Red Hot Chili Peppers, Foo Fighters) y los juegos de mesa (Alta Tensión, Arkham Horror) y la carbonara (con nata o con huevo). Me entretiene tocar el ukelele y cantar. No soy un virtuoso, pero me lo paso chachi piruli.
Personalidad:
Según dicen soy un poco pesado, pero el otro día me subí a la báscula y no pasaba de 63kg. También se rumorea que mi sentido del humor es extraño. Tienen razón.
Centros de interés, pasión por el arte…
Me entusiasma la caligrafía, me paso los ratos libres buscando calígrafos, grafiteros y otros artistas que jueguen e ilustren con letras. La palabra escrita puede ser bellísima, y expresar conceptos más allá de lo que se puede leer. Escoger una tipografía es escoger una voz para el mensaje, con la caligrafía y el lettering tienes una oportunidad única de ilustrar dicho mensaje, con cada trazo se puede cambiar el tono, el contexto y la intensidad.
Mi pasión por la ilustración, que evolucionó en diseño y que pasó por la tipografía y la caligrafía viene de mi padre, y de los cómics del Capitán Trueno que tenia. De ahí pasé por el Jabato, Tintín, Lucky Luke… la programación de anime de las cadenas de televisión españolas en la época de los noventa también fue muy importante. Captain Tsubasa, Dragon Ball, Dr. Slump, Doraemon, Musculman… un bombardeo de imágenes y colores bonicos que amoldó mi cerebro y me encaminó a medir el mundo con mis ojos.
¿Desde cuando te interesa el arte?
Desde pequeñín, mi padre era aficionado a la pintura aunque nunca lo vi pintar, solamente dibujar esporádicamente. De lo que se come se cría.
¿De donde viene tu inspiración?
De los libros que tengo de caligrafía, de ativan addiction los carteles de las tiendas antiguas, de las pizarras de los bares hechas con amor y estilo. Y por supuesto… De la internet. Interneeet!!! Me miro muchos videos de gente “dibujando” letras, eso te permite, no solo ver el resultado final, sino el proceso: cómo inclinan la mano aquí o allá, qué tipo de herramientas utilizan, tinta, acrílica, pincel, rotulador, spray…
¿Cuál es tu artista preferido?
Me gusta mucho el cine de Zack Snyder, puede que flojee en cuanto a los guiones, pero la narrativa visual y la belleza de cada plano en películas como Watchmen o 300 me parece impresionante. Adaptar tan fielmente una novela gráfica es difícil. También Robert Rodríguez con Sin City, por ejemplo. Lo considero como alimento para los ojos, se pueden explicar historias de muchas maneras, pero si la forma acompaña a “la función” todo cobra una nueva dimensión. (Eso rima, ahí hay valor añadido).
¿Como procedes para crear?
Me siento en una silla en mi casa, o me tumbo en la cama (no es cómo y el resultado suele ser una basura, pero es una manera distinta de hacer las cosas). Normalmente, cuando estoy sereno y tranquilo me siento cerca de la ventana que da a la calle, en mi casa. Hago esbozos más o menos rápidos hasta que me gusta algo, el ritmo de la letra, la línea de base imaginaria o la forma del trazo. Y a partir de ahí intento repetirlo con más calma, más grande normalmente; hasta que tengo algo que me satisface.
Vinilo de pared para colgar encima de tu sofa
¿Cómo describirías tu trabajo?
Tranquilamente caótico. No sigo un flujo establecido más de lo que ya he comentado. No lo tengo estandarizado, y voy haciendo a base de instinto.
¿Consejos?
Copiad a artistas que os gusten (o no), intentad reproducir lo que ellos han hecho, y una vez conseguido, haced vuestra propia obra. O directamente intentad hacer vuestra obra y encontrar vuestro estilo sobre la marcha. A mi me ha servido siempre, a la hora de dibujar, escribir y diseñar, copiar a referentes o grandes (o no tan grandes) artistas; te da confianza en ti mismo al ver que aquello que parece tan magnífico no se basa tanto en la técnica como en la imaginación, la composición y el buen gusto. La composición se aprende entrenando el ojo y analizando las obras de otros, y creo que junto con la proporción es la clave en toda buena obra.
¿Último comentario?
Sed felices y comed perdices. Si sois vegetarianos, comed tofu.
comments powered by Disqus